Días de Retiro en Arenas de San Pedro

El ambiente es parte de nuestra identidad. Vivimos condicionados por el ambiente, pero no es el único condicionante, hay otros factores que forman parte del conjunto de circunstancias que estructuran la personalidad. Hace falta salir del ambiente para mejor captar lo que nos beneficia e influye en nuestra vida. La rutina puede anular aspectos interesantes de nuestro entorno y que los damos por supuesto.

La estructura del inmueble es importante para crear un pequeño referente del espacio que ocupas y que dispones para moverte. Nuestras casas son, por lo general, espaciosas y establecidas en lugares importantes. Con todo y eso, salir de ese ambiente, aunque no sea por largo tiempo también beneficia a la salud. Y de un modo holístico los ejercicios espirituales benefician al alma y al cuerpo y mejoran tu salud. La oración y el silencio descentralizan el egocentrismo y crecemos en lucidez y atención.

Todos los años la Provincia programa varias tandas de ejercicios para dar oportunidad a todos los hermanos de la misma, a que participen, escogiendo la fecha más adecuada a su situación. Es todavía una minoría los hermanos que se benefician de esta oferta. Personalmente tengo la oportunidad de escoger, como lugar de retiro para hacer los ejercicios espirituales, según nuestra normativa interna, a nuestra casa de Arenas de San Pedro. Así en Arenas nos hemos reunido 26 hermanos de la Provincia entorno al experimentado Director de Ejercicios Fr. Emilio Rocha, que con su buen decir y convencido de lo que dice, encandila y llega hasta provocar algún vuelco en corazones distraídos. El perfil de los asistentes ha sido muy variado, contando entre sus participantes hermanos de edad y prestigio, junto al grupo de hermanos estudiantes de profesión temporal. La síntesis ha sido armoniosa y compensatoria, pues jóvenes y ancianos han convivido fraternalmente y se han acercado para igualar diferencias El vetusto Santuario de san Pedro de Alcántara ha sido nuestro cobijo. Y dentro de sus muros descuella la capilla real, que guarda las cenizas del Santo de Alcántara; el santuario está metido en un rincón del valle del rio Avellaneda, cubiertas las laderas de pinares, avellanos, nogales y castaños; el sitio dista del pueblo poco menos de tres kilómetros. El lugar es ideal para un periodo de retiro. En un ambiente de austeridad alcantarina, fácilmente, se abre el espacio del alma para verse como en un espejo y pronunciar diagnóstico sobre su estado de ánimo. Merece la pena, dar oportunidad, rompiendo con la monotonía del vivir de todos los días y acomodar la mente y el corazón para la reflexión y la contemplación. El ambiente ayuda; el silencio físico del lugar te anima a escuchar mejor el ruido del alma, que en algunas partes de su identidad chirrían y necesitan de un lubricante que suavice.

El lugar donde nos retiramos dice mucho, y nos conecta con la inquietud contemplativa de la vocación franciscana. Los recuerdos agradables de otros tiempos vividos en esta casa, pueden ser como el inicio de una experiencia de relación con Dios, vivida en su recinto. Dios es tema constante con muchos interrogantes. El Director nos anima a identificar atributos en Dios, para mejor situarnos en el camino de su búsqueda. Pero todo queda en el aire, y la pregunta sigue en pie: ¿qué es bajar a lo más profundo del ser? Tal vez, es sólo un decir porque el ser humano no tiene recovecos, ni dimensiones geométricas, sería plano y transparente, si no fuera por el yo que acompaña de por vida al mí mismo, y no para de engordar a costa de la autenticidad del verdadero ser. El ramaje del egocentrismo se extiende por todo el espacio estructural de la persona, y hace que sea difícil distinguir lo genuino de lo falso. Los días de retiro pueden ser muy útiles, para una confrontación que limpie, purifique y reoriente el camino existencial de cada uno. Las necesidades de los participantes pueden ser distintas, pero, ciertamente, los Ejercicios no son para resolver cuestiones de doctrina, ni para rezar el rosario. Es un tiempo de gracia y de hacer un alto en el camino dejando al Espiritu entrar en tu aposento para iluminar el espacio de tu vivir en este determinado momento de tu existencia.

El temario de la semana se ha centrado en una serie de reflexiones en torno a Dios, poniendo por delante a Francisco de Asís para que ayude, por su experiencia, a profundizar en el Misterio divino. Pero, Dios que es roca y fundamento de nuestro existir, Dios que tiene manos y trabaja como un alfarero, y Dios que es misericordia, ha sido como un prado bien regado con rica y sabrosa hierba que no hemos agotado. Y hemos oído más, sobre qué es Dios para el hombre, que, qué es el hombre para Dios. ¡Hay Dios para rato! Pero, con la alegría de saber que Dios nos quiere, no nos cansaremos de reflexionar sobre el tema y así poder descubrir nuevos espacios donde se revela el Misterio. Las reflexiones se han orientado, progresivamente con él tema del discipulado en el Evangelio. Comenta el Director haciéndonos ver que somos discípulos, no alumnos; que nuestro compromiso con Jesús nos debe llevar, no sólo a escucharle, si no también imitarle; a observar sus gestos y actitud hasta llegar a integrar el mensaje y vivencias en nosotros para proclamar la Buena Noticia con coherencia en el camino con Jesús, invitándonos a reafirmar nuestra identidad de discípulos con todas sus consecuencias. El tema del discipulado en el Evangelio es fascinante.

El ambiente de la semana ha sido cordial y muy fraternal, donde se ve que conociéndonos mejor nos queremos más, y eso, consolida los cimientos de la Provincia y crece el sentido de pertenencia tan necesario para seguir caminando. Reconocemos la generosidad y el buen trato por parte de los hermanos de la comunidad del Santuario que en todo momento han estado atentos para que no nos faltara nada ¡Buen verano para todos!

Este sitio web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento. Política de privacidad. politica de cookies.

  
ACEPTAR