Reflexiones para tiempos insólitos. VII Rompiste mis cadenas

Tras un largo periodo de aislamiento y hospital a causa del coronavirus, fray Saturnino Vidal Abellán, guardián de nuestro convento madrileño San Antonio del Retiro, ha querido compartir la profunda experiencia de tantas horas de fatigas y luces, sufrimiento, soledad y esperanza. Aunque todavía no se ha incorporado a la vida comunitaria por estar sometido a un periodo de cuarentena, Saturnino volvió a casa. Posiblemente, la segunda gran alegría de esta insólita Pascua.  

DESCARGAR REFLEXIÓN (PDF)

Edición: Secretaría provincial

Este sitio web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento. Política de privacidad. politica de cookies.

  
ACEPTAR